Las ventajas de vivir sola

Las ventajas de vivir sola

¿Ya lo estás haciendo? Entonces te vas a identificar al 100% con este artículo, ¿lo quieres hacer? Pues ahí te va el empujoncito que estás necesitando, ¿ni en sueños piensas hacerlo?  Igualmente, quédate aquí unos minutos más para que conozcas todas las ventajas que te vas a perder por no lanzarte a la maravillosa aventura de vivir sola. Sea cual sea tu caso, es preciso que sepas que esta es una de las experiencias que tienes que vivir, aunque sea una vez en la vida. Tu yo del futuro te lo agradecerá inmensamente.

Si vives sola, pueden ser muchos los motivos por los cuales hayas tomado dicha decisión y esto hace de cada experiencia algo totalmente distinto, así lo afirma el Psicólogo Clínico Luis García Villameriel:

“No es lo mismo decidir irte a vivir sola, que hacerlo porque no te queda más remedio”.

Cuando decides hacerlo libremente, lo llevas, emocionalmente hablando, muchísimo mejor y es así como disfrutarás de todas las ventajas de vivir sola. Te las contamos a continuación.

Al vivir sola el crecimiento personal estará asegurado

Aprender a hacer todo por tu propia cuenta es muy positivo para ti. Si aprendes a sobrellevar los malos momentos y a disfrutar de los buenos, tu crecimiento personal aumentará rápidamente. Además, tendrás la oportunidad de descubrir tus fortalezas, debilidades, motivaciones y deseos. En pocas palabras, vivir sola te regalará el tiempo necesario para concentrarte solo en ti, no te sientas mal pensando que es una actitud egoísta, pues cuando estás bien contigo misma podrás estar bien con las personas que te rodean.

Descargar la presión del trabajo es mucho más fácil al vivir sola

Si vives o viviste en una casa habitada por mucha gente, sabrás que no es fácil llegar después de un duro día de trabajo y poder tener, aunque sea un momento de relajación total. Al vivir sola, tendrás toda la libertad para relajarte y así poder recuperarte de esos intensos días laborales. Además, si eres de esas personas muy sensibles a las cuales el peso del día les pasa factura fácilmente, estar en paz y en silencio es algo que necesitas hacer con mucha frecuencia.

Vivir sola no significa soledad

Acéptalo, seguro te ha pasado que has estado rodeada de muchas personas y aún así te sientes sola. Así que hay que aclarar algo: “estar sola” y “sentirse sola” son conceptos completamente diferentes. Es obvio que necesitamos en algunas ocasiones de la compañía de alguien que nos escuche y que esté en lo momentos difíciles de nuestras vidas. Si no tuvieras ese hombro en el cual llorar te “sentirías sola”. Pero hay una compañía que nunca te falla y esa es la tuya. Así que lograr disfrutar de tus momentos de soledad es algo que no tiene precio. Encuentra el equilibrio y dedícate tiempo para ti.

Te desprenderás de los prejuicios

Vivir bajo el mismo techo con una o varias personas, implica seguir unas reglas de comportamiento que hacen que empieces a perder tu esencia. Cuando eres una persona independiente puedes hacer lo que quieras. Sí. ¡Lo que quieras! Pasar en pijama todo el domingo, cantar en la ducha y todo lo que te puedas imaginar. Podrás ser quien eres sin prejuicios, escúchate, conócete y sé quien quieras ser.

Vivir sola = Adiós a la carga de responsabilidades

No tienes que rendirle cuentas a nadie sobre las tareas que tienes que cumplir en el hogar, ¡Haz lo que quieras, cuando quieras! Pero oye, no cruces la línea, todo tiene un punto de equilibrio, el orden también es necesario para aclarar tus ideas y crear buena energía en tu espacio personal.

Crearás conexiones más profundas y comenzarás a apreciar más a los demás

Vivir sola te regala el don del tiempo que bien invertido, te permitirá enfocarte en lo realmente importante, a veces solo en ti, pero otras veces te darás cuenta de que tienes personas muy valiosas en tu vida a las cuales apreciarás mucho más cuando estén a tu lado.

Te llenarás de confianza y orgullo personal

Vivir sola también trae consigo otros factores para tener en cuenta, pues nadie lavará tu ropa, te hará de comer, ni limpiará tu casa si tu no lo haces. Cuando te das cuenta de que logras mantener tu vida en perfecto equilibrio y haces todo para que estés muy bien, entenderás que eres autosuficiente y empezarás a respetarte y a quererte mucho más. Y ¿sabes que es lo mejor? Que las demás personas también te verán con otros ojos, así que también te ganarás el respeto de ellos.

Esperamos que te hayas identificado o que este artículo te haya aclarado esas dudas que no te dejan dar el primer paso. ¡Anímate a vivir sola, no te arrepentirás!

Otras lecturas que también te pueden interesar 

> La expectativa como origen de la frustración

Los psicólogos están cada vez más de acuerdo que la adquisición y trabajo de la expectativa como origen de la frustración es una de las principales causas de desmotivación en la actualidad. Te contamos lo que los expertos dicen sobre ello.

Incrementa tu poder personal en cuatro pasos

Al escuchar las palabras “poder personal”, es posible que la primera asociación de ideas que se nos venga a la mente sean los súper héroes de los comics. ¿Te atreves a dar el primer paso?

Los mejores artículos para la mujer actual

Tranquila, no enviamos spam