Consejos para mejorar tu postura durante el embarazo

Muchas mujeres sienten molestias en la espalda, los hombros y el cuello durante el embarazo. Esta incomodidad es normal teniendo en cuenta que, en muy poco tiempo, el cuerpo experimenta cambios drásticos.

Además, si tu espalda y músculos abdominales no estaban en condiciones óptimas antes quedar embarazada, es probable que el aumento del peso ejerza presión sobre la espalda y produzca los dolores que, a medida que avanza el embarazo, se pueden intensificar o no.

En todo caso es muy importante prestar atención a la postura, ya que un buen hábito te puede ayudar a reducir la tensión en la parte inferior y superior de la espalda, así como también en el cuello, los hombros y la cadera.

A continuación, los siguientes 8 consejos lo ayudarán a mantener una buena postura durante el embarazo:

  1. Haz un esfuerzo por mantener la cabeza en posición correcta

Intenta mantener la cabeza erguida, de modo que la barbilla esté levantada y hacia atrás. Incluso mientras trabajas, conduces, lees, cocinas o realizas cualquier actividad, es importante mantener la cabeza erguida y la barbilla alineada con el resto del cuerpo.

La tendencia a mover la cabeza hacia un lado o hacia abajo es el inicio de una mala postura que puede terminar causando mucho dolor.

  1. Los hombros siempre hacia atrás

Uno de los trucos más importantes para mantener la postura durante el embarazo es mantener los hombros hacia atrás y el pecho hacia afuera. Al hacerlo, se endereza la columna vertebral y esto permite que los músculos más grandes soporten el peso del vientre.

Esta posición también es ideal para reducir el estrés y la tensión acumulada en los hombros.

  1. Si debes permanecer sentada durante un largo periodo de tiempo…

…asegúrate de estar en una posición cómoda. También se aconseja a las mujeres embarazadas elevar sus pies para que las rodillas estén dobladas en un ángulo de 90 grados.

Además, los glúteos deben estar completamente hacia atrás, tocando la parte posterior de la silla. Esto ayuda a mantener la columna recta y fuerte.

Es indispensable que te levantes a caminar durante algunos minutos al menos una vez cada hora.

  1. Si debes permanecer de pie durante un largo periodo de tiempo…

Estar de pie durante largos periodos de tiempo durante el embarazo puede afectar negativamente la circulación de la sangre y causar inflamación en los tobillos y pies.

Si por cuestiones de trabajo o en ocasiones puntuales necesitas permanecer levantada durante varias horas, coloca un pie en un taburete pequeño durante varios minutos y luego cambia al otro pie.

También se recomienda andar un poco y hacer ejercicios básicos para mantener una buena circulación sanguínea en los músculos de las pantorrillas.

  1. Utiliza un cinturón abdominal

Si tu espalda está muy adolorida y te cuesta mantener una buena postura durante el embarazo, es recomendable comprar un cinturón abdominal sobre todo si te encuentras en el último trimestre del embarazo, ya que ayuda a mantener el abdomen y la zona lumbar en buena posición.

  1. Evita cruzar las piernas

Sentarse en posición de piernas cruzadas disminuye la circulación y promueve la aparición de varices, por lo que lo mejor es evitar esta postura durante el embarazo.

También es importante levantarse despacio después de haber estado sentada durante un largo tiempo, evitar cualquier movimiento brusco que pueda causar tensión y lesiones en los ligamentos.

  1. Duerme bien

Después del cuarto mes de embarazo, evita dormir boca arriba y también boca abajo, ya que puede causar estrés en el útero y afectar negativamente al feto.

Los médicos aseguran que dormir sobre el lado izquierdo mejora la circulación de la sangre en la placenta y ayuda a los riñones a eliminar desechos.

  1. Respira

Respirar profundo ayuda a liberar el estrés, oxigenar el cuerpo, nutrir y fortalecer los músculos que rodean la columna vertebral.

Asimismo, hacer ejercicios de respiración también es una excelente manera de liberar la tensión del cuerpo y la mente.

Es normal que, aun mejorando la postura durante el embarazo, sientas dolores musculares debido al peso extra del bebé, que ejerce una presión sobre la columna vertebral.

Además de seguir estos consejos, hacer ejercicios de estiramiento, yoga o pilates durante el embarazo puede ser de gran ayuda para sentirte más relajada y aliviar cualquier molestia relacionada con la postura.

 

Otras lecturas que también te pueden interesar 

> Días fértiles, Calculadora

¿Quieres saber que días son más fértiles para quedarte embarazada?

Los mejores artículos para la mujer actual

Tranquila, no enviamos spam