Todo lo que necesitas saber sobre el preservativo femenino

Todo lo que necesitas saber sobre el preservativo femenino

preservativo-femenino

Conocido también como el condón femenino, este invento que ha revolucionado el cuidado y decisión de reproducción de la mujer, ha cambiado de manera gradual la manera de ver que la medicina tiene respecto al derecho de decisión que pueden ejercer las parejas a la hora de usar algún método anticonceptivo.

Este elemento es tan seguro como el masculino y registra casi la misma tasa de efectividad que su predecesor. Siempre que se cumpla con ciertos pasos, es uno de los inventos más seguros para tener una relación sana y satisfactoria.

Características del condón femenino

Atrás quedaron esos mitos y leyendas que aseguraban que solo el hombre era quien tenía voz y voto al momento de escoger los métodos anticonceptivos y que solo ellos se deben cuidar de enfermedades de transmisión sexual. Con este preservativo femenino, es posible lograr hasta un 95?efectividad.

Poco más grande que el condón masculino, este dispositivo de protección diseñado para las mujeres mide aproximadamente de 1⁄2 milímetro de grosor, 17 centímetros de largo y entre 8 y 13 de diámetro, debe ser colocado con al menos con unas 8 horas de antelación a la relación sexual para poder tener la efectividad esperada.

Una de sus principales características es sin duda la prevención de embarazos no deseados, pero al tamaño que posee, también es un aliado ideal para la protección de enfermedades de transmisión sexual e incluso protege las zonas genitales externas de la mujer.

Otra característica importante de este preservativo es, que al no estar elaborado en látex como los masculinos, sino de poliuretano, resultan menos probables las reacciones alérgicas tanto en mujeres como en hombres.

Este anticonceptivo tiene múltiples ventajas, entre las que se destacan las siguientes:

Provee protección contra embarazos y enfermedades de transmisión sexual.
Su venta es libre, no se necesita receta médica alguna.
Su colocación se puede realizar hasta 8 horas antes del acto sexual, una gran comodidad para la mujer. No se necesita ayuda de la pareja y mucho menos esperar que el pene esté erecto para colocarlo.
Lo más importante: le da a la mujer el poder de contar con su propio dispositivo de protección.

Cómo se coloca

Aunque es bastante similar al condón masculino, tiene algunos detalles que lo hacen único. De todos modos, por no ser un implemento muy común ni con tantos años en el mercado, puede traer ciertas dudas al momento de su colocación. A continuación, los pasos a seguir para el uso del preservativo femenino:

  1. Los primero que se debe hacer es abrir el empaque y retirarlo con mucho cuidado, para evitar que se rompa, de la misma manera que se haría con un condón masculino.
  2. Se debe hacer la forma del 8 tomando el aro móvil, o sea, la parte más gruesa con el extremo cerrado.
  3. Colocarse en una posición cómoda, por ejemplo acostada boca arriba, sentada, de cuclillas, o bien con una pierna alzada, cualquiera que le permita abrir bien la vagina.
  4. Posteriormente se introduce el preservativo en la vagina con los dedos, poco a poco se va empujando hasta sentir que está cerca del hueso púbico. Se abrirá de manera natural sin provocar sensación alguna.
  5. Es importante cerciorarse que el condón esté bien colocado y que el aro grande cubra la parte externa de la vagina, es decir, los labios mayores.Solo así la protección será eficiente.
  6. Al finalizar la relación sexual, se retira con cuidado de la vagina, se envuelve en papel y se debe tirar a la basura.

El uso del preservativo femenino es tan eficiente y eficaz como el masculino y en líneas generales tiene las mismas características y maneras de uso. Con la ventaja de que fue diseñado pensando en el cuerpo femenino , en la estructura del aparato sexual y por supuesto en la libertad de decisión de la mujer para tener relaciones sexuales.

Actifemme®  Gel Íntimo, para una salud vaginal en equilibrio.

Gel intimo

 

Existen geles íntimos como gel íntimo Actifemme que son especialmente adecuados en casos en los que requerimos frecuente lavado de la zona íntima como la menopausia, la menstruación, post parto, embarazo, antes y después de las relaciones sexuales y por supuesto la sudoración abundante.

El gel Actifemme posee una fórmula a base de hoja de olivo que combinado con el Ácido Láctico, Aloe Vera y el Laureth-9 que permiten poder limpiar eficazmente la zona íntima regulando el PH natural, hidratando y protegiendo la piel.

MÁS INFORMACIÓN: > Actifemme® Gel Íntimo

 

 

Otras lecturas que también te pueden interesar 

> Candidiasis, mucho más frecuente de lo que crees

el 75% de las mujeres ha sufrido al menos un episodio, ¿Quieres saber cómo tratarlo?

Picor vaginal, cómo aliviar los síntomas

Tal vez una de las molestias más incómodas para las mujeres es el picor vaginal o prurito vulvar, que puede ser muy desagradable, vergonzoso y causar un gran impacto en las actividades diarias.

Los mejores artículos para la mujer actual

Tranquila, no enviamos spam